La Extracción de Energías Cristalizadas - Los Cuatro Caminos

La Extracción de Energías Cristalizadas

El Proceso de Iluminación
01/03/2022
La Extracción de Energías y Entidades Intrusivas
14/03/2022

Algunas energías tóxicas pueden cristalizarse, convirtiéndose en objetos casi materiales, que son imposibles de metabolizar a través del Proceso de Iluminación y deben ser extraídas manualmente. Estas energías cristalizadas se incrustan en el cuerpo físico, adoptando formas como dagas, flechas, lanzas y espadas. Los chamanes amazónicos creen que las energías cristalizadas son el resultado de la magia negra o la brujería. He descubierto que estas energías pueden ser causadas por la ira, la envidia o el odio que nos dirige otra persona, a menudo las más cercanas a nosotros. A veces también son restos energéticos de una existencia anterior.

El proceso de Extracción se realiza durante una Iluminación, cuando se revelan los paisajes energéticos de los chakras, y las energías cristalizadas pueden detectarse fácilmente. La Iluminación quema las energías que se acumulan alrededor de la cristalización y la mantienen encajada en el cuerpo, facilitando así la Extracción.

Las energías negativas son atraídas hacia nosotros cuando existe una afinidad en nuestro interior. La ira puede penetrar en nuestro CEL sólo cuando la vibración por la ira vive dentro de nosotros, y el odio puede afectarnos sólo cuando el auto-odio está presente. En consecuencia, no basta con extraer las energías cristalizadas; también hay que cambiar las afinidades del paciente. El Proceso de Iluminación cura las afinidades de estas energías limpiando y aumentando la frecuencia a la que gira un chakra. A medida que aumenta la tasa vibratoria de un chakra, empezamos a atraer energías puras, claras y benéficas.

El proceso de extracción consta de cinco pasos.

En primer lugar, escaneo el CEL de mi cliente, pasando lentamente la mano unos centímetros por encima del cuerpo. Palpo las variaciones de temperatura que suelen indicar la presencia de una energía cristalizada. Cuando percibo una forma, la envuelvo con la mano e intento obtener una impresión.

A continuación, extraigo la energía pesada de la base del objeto, reuniendo estas energías con las yemas de los dedos y lanzándolas a la Tierra. Esto comienza a aflojar el objeto incrustado.

Muevo mis manos hacia los puntos de liberación en la parte posterior del cráneo, provocando la liberación de cualquier energía tóxica restante en el chakra. (No siempre existe una relación lineal entre el lugar de la energía cristalizada y el chakra comprometido. Es posible encontrar una energía incrustada en los pies que involucra al chakra del corazón).

Una vez completado esto, vuelvo al objeto, moviéndolo suavemente de lado a lado y girándolo para aflojarlo. Invito a mi paciente a tomar conciencia del lugar y a sentir mis acciones, preguntándole si siente algún dolor o si voy demasiado rápido o demasiado lento. A menudo le pido que describa las imágenes que percibe.

Una vez extraído el objeto, ilumino el chakra, bañándolo en luz pura, para aumentar su tasa vibratoria y cambiar la afinidad. Finalmente, cierro el chakra y proceso con el paciente.

Cuando aprendí el proceso de Extracción, pensé que los chamanes del Amazonas percibían dagas, lanzas y flechas incrustadas en sus pacientes porque esos objetos eran el material de su vida cotidiana. Cuando volví a casa, esperaba detectar objetos más congruentes con los símbolos de la guerra moderna: pistolas y balas. Para mi sorpresa, encontré exactamente los mismos símbolos que describían los sanadores de la selva.

No le encontraba sentido hasta que consideré que el sistema límbico del cerebro evolucionó hace miles de años, en una época en la que nuestros antepasados cazaban, y se mataban con cuchillos y lanzas. El repertorio de imágenes de esta antigua estructura cerebral permaneció inalterado. El cerebro límbico toma lo simbólico como literal. Cuando nos han traicionado, decimos que nos han “apuñalado por la espalda” porque simbólicamente lo hemos hecho.

La próxima semana exploraremos la extracción de energías y entidades intrusivas. Puedes encontrar información adicional en mi libro “Chamán, Sanador, Sabio”.

×
×

×

×

Alberto

Dr. Alberto Villoldo, Antropólogo médico y fundador de The Four Winds Society y de Los Cuatro Caminos, el Dr. Alberto Villoldo ha dedicado su vida al estudio de la medicina indígena, rescatando su sabiduría milenaria y actualizando sus técnicas de sanación. Alberto convivió por años con comunidades Andinas y Amazónicas, aprendiendo de grandes maestros.

Luego sintetizó estas enseñanzas milenarias en prácticas asequibles para la mente y estilo de vida de nuestra sociedad moderna.

Alberto lleva más de treinta años enseñando y compartiendo su conocimiento. El es autor de 20 libros traducidos en mas de 15 lenguajes que exponen el chamanismo y sus herramientas. Sus libros Chamán, Sanador, Sabio, La Medicina del Espiritu y otros han sido bestsellers internacionales.

Alberto ha producido y participado en diversos documentales y recorre el mundo inspirando con sus charlas y talleres.

×

×

Marcela

Marcela Lobos es la Directora de Los Cuatro Caminos, comparte su fascinación por el conocimiento chamánico a través de sus enseñanzas tanto en inglés como en español, en Chile, en Estados Unidos, y en Europa.

Desde su juventud Marcela se sintió llamada a explorar las disciplinas que llevan al bienestar del cuerpo, mente, y alma. Así, cuando conoció al doctor Villoldo y sus enseñanzas hace 20 años, se dio cuenta de que el sendero chamánico ofrecía lo que ella buscaba: un camino de sanación y autorrealización, con técnicas para ayudar a otros de una manera holística, y extremadamente eficaz.

Desde entonces, Marcela ha seguido profundizando en el chamanismo, y en su práctica conecta las tradiciones nativo americanas con las tradiciones de los Himalayas y del Oriente. Como resultado, sus enseñanzas del programa Rueda Medicinal tienen un sabor muy actualizado y universal.

×

Sebastian

Sebastián Hidalgo nació en Quito, Ecuador, y desde muy joven se involucró en practicas ancestrales que honran a la Tierra. En esos espacios encontró un cariño y entusiasmo por las celebraciones estacionales que mantienen su enfoque en la divinidad Femenina.
En su país estudió una pequeña carrera en Ciencias Ancestrales y luego se formó en psicoterapia gestáltica en Argentina. Durante este tiempo, profundizo en su llamado y se inicio como Sacerdote de la Diosa de la Cruz del Sur.

Sebastián ha realizado especializaciones en orientación humanista, trabajo terapéutico con síntomas, y desarrollo transpersonal. También, ha participado como ceremonialista y tallerista en eventos como: El Orgullo Pagano (Quito 2013), La Conferencia de la Diosa (Capilla del Monte, Argentina, 2009), Retiros de convivencia y vinculo sagrado con la Tierra (Sangolqui, Quito, 2008).

Su interés por la investigación y la práctica de las tradiciones milenarias lo llevaron a seguir de cerca la trayectoria del Dr. Villoldo, para eventualmente formarse en los programas de la Rueda Medicinal y el Munay Ki de Los Cuatro Caminos.

×

×

Antonella

Antonella Velásquez nació en Lima, Perú e inició su exploración en el ámbito del aprendizaje humano a través de diversos procesos de transformación personal, formándose finalmente como Coach Ontológico Integral.

Ha dirigido procesos de aprendizaje y terapéuticos enfocados en la transformación de personas y comunidades a través de experiencias vivenciales. Como parte de su proceso de sanación encontró un especial y profundo sentido en el poder de la medicina energética como medio de reencuentro con lo más esencial de cada persona, su propio poder y medicina, lo que la llevó a formarse en los programas de la Rueda Medicinal y el Munay-Ki de la escuela Los Cuatro Caminos. Adicionalmente, tiene estudios basados en Ecopsicología y Ecología profunda que invitan a la reconexión de las personas con la naturaleza y la Madre Tierra.

Su camino e inspiración se basa en vivir reciprocidad y compasión atendiendo de esta manera su llamado de acompañar a otros a recordar su propia naturaleza humana y propósito de vida.

×

Fernanda

Fernanda Gómez nació y fue criada en el campo, rodeada de cerros, ríos y animales. Desde pequeña su mejor panorama fue perderse en los cerros, teniendo un profundo contacto con la Madre Tierra y sus elementos. Su entorno familiar, Árabe, contenía gran cantidad de ritos y misticismos. A los 9 años comienza estudios de Metafísica y a los 15 de Yoga y Tarot. A partir de ese momento, su pasión por los ritos y ceremonias en comunión con la naturaleza, las artes ocultas y el cuerpo como medio de canalización, liberación y expresión de energía fueron creciendo.

Fernanda estudió Artes y Psicología, es egresada de Pedagogía en Danza con mención en terapia corporal. Inspirada por esa profunda pasión por el cuerpo y sus formas continuó los estudios como profesora de yoga integral, Anusara yoga y terapeuta floral.

Por último, egresó de la escuela Los Cuatro Caminos con mención en Medicina Energética y Chamánica. Actualmente trabaja en la escuela Los Cuatro Caminos y Four Winds Society, y atiende como terapeuta Integral en su consulta privada.

×

×
Producido por SebastianMultimedia.com